Rápido, furioso y seguro: Cómo ayuda la nube en la implementación de las PyMEs

Siguiente
Rene Holt

Gestionar la seguridad de una fuerza de trabajo remota no tiene por qué ser una tarea compleja. La nube está allí para hacer de la administración remota algo rápido y sencillo.

Junto con los cambios sociales y económicos, llegan nuevas presiones y oportunidades para los negocios. Esto persiste a medida que vemos al mundo mutar hacia el teletrabajo. Para las pequeñas y medianas empresas (PyMEs), muchas de las cuales proyectan un uso a largo término de su hardware y otros software locales, la situación añade una presión extra en sus presupuestos para proveer nueva infraestructura IT que permita la gestión y el funcionamiento remoto de los dispositivos de los empleados.

La pregunta que deben hacerse estos negocios es, “¿Cómo podemos extender o ampliar nuestra infraestructura informática para dar soporte a un nuevo grupo de empleados remotos?” En algunos casos, existirá la opción de ampliarse en la nube, que posee ventajas por sobre la infraestructura local al menos en dos aspectos:

Primero, adquirir y configurar nuevo hardware y software puede implicar un alto costo inicial.

Segundo, podría no necesitar de todo ese nuevo hardware una vez que sus colaboradores retornen a la oficina.

En otras palabras, la primera pregunta que se hacían los negocios iría ahora por el lado contrario: “Cómo reducimos nuestra infraestructura IT (existente) cuando los ingresos de la compañía no puedan respaldar empleados remotos?” O tal vez, esta siempre fue la pregunta inicial.

Esta ampliación/reducción casi on demand, evoca rápidamente la idea de la nube como una opción tentadora.

Administración remota basada en la nube: flexibilidad en tiempos de cambio

Algunos negocios pueden estar ya familiarizados con los beneficios y las preocupaciones del tránsito a la nube. De hecho, varios intentan obtener lo mejor de ambos entornos, local y en la nube, combinando los dos mundos en instalaciones híbridas. Más allá de su actual configuración, existen al menos tres casos prácticos a considerar, en los que la transición a la nube resolvería los problemas base de una fuerza de trabajo remota, tanto en términos monetarios como de tiempo:

Caso práctico 1: Las PyMEs buscan configurar una red de trabajo remota segura y gestionada por primera vez.

Explicación: Las empresas necesitan asegurar las computadoras de sus colaboradores, asegurarse que el software está actualizado, implementar y configurar productos de seguridad, etc. Pero cuando los empleados trabajan desde sus hogares, los administradores de IT no tienen fácil acceso a los equipos corporativos.

Al utilizar un tablero de administración basado en la nube, los administradores pueden enviar enlaces de descarga que solo requieran de un clic del empleado para comenzar la instalación del producto de seguridad, seguido de un reporte fluido y continuo de dispositivos en su tablero.

Donde sea que se encuentre el equipo, el administrador obtiene un control total de la fuerza de trabajo remota de la compañía, y asegura cada equipo con una solución de seguridad endpoint avanzada.

Además, significa un ahorro de tiempo. En lugar de llevar adelante la misma operación una y otra vez para cada equipo, el administrador solo necesita ejecutar una tarea por única vez para toda la compañía.

Caso práctico 2: Las PyMEs necesitan de una infraestructura informática flexible que pueda soportar las transformaciones del espacio de trabajo

Explicación: En una intuición casi profética de eventos futuros, una encuesta de IDC en noviembre de 2019 reveló que cerca del 71% de quienes toman decisiones en las empresas acordó que “adoptar un modelo a futuro de espacio laboral flexible, inteligente, y virtual/físicamente colaborativo será importante para mejorar la productividad de los empleados y elevar el valor del negocio a futuro”*. (Los resultados se ilustran a continuación).

 

 

En concreto, transformar el espacio de trabajo incluiría iniciativas tales como mayor acceso a plataformas e información del negocio mediante móviles, herramientas colaborativas en línea y trabajo remoto.  

El 71,4% de los participantes ya ha destinado presupuesto para llevar a cabo dichas iniciativas. En términos de infraestructura informática, aquí, la nube puede ser de gran ayuda para que pequeñas y medianas empresas puedan transformarse rápidamente y mantener la flexibilidad – siempre con el menor impacto posible en su presupuesto.

Caso práctico 3: Las PyMEs en busca de una solución dinámica que les permita gestionar cambios rápidos en el negocio producidos por regulaciones gubernamentales asociadas al COVID-19.

Para abordar esta clase de casos prácticos y necesidades del negocio, ESET desarrolló ESET Cloud Administrator (ECA), una solución de administración remota basada en la nube para PyMEs. ECA elimina la molestia de comprar, instalar y configurar hardware local adicional. Todo el trabajo es gestionado por ESET en la nube. También se lleva a cabo un mantenimiento normal, ya sea si eso implica limpieza de servidores, manejo de certificados, o actualizaciones automáticas a la versión más reciente de ECA.

El primer paso para que los negocios puedan poner en práctica y beneficiarse de estos servicios basados en la nube es registrarse para tener una cuenta de negocios de ESET, que le permitirá administrar licencias y usuarios de forma sencilla. Luego de registrarse, los negocios podrán activar ESET Endpoint Protection Advanced Cloud, un paquete de soluciones de administración basado en la nube, con una versión de prueba que incluye todas las funcionalidades – suficiente para ayudarlo a navegar durante estos tiempos de incertidumbre para los negocios, a causa del COVID-19. El paquete le ofrece hasta 50 licencias para endpoints y servidores que, de a turnos, activan ECA para la administración remota: 

 Al utilizar nuestro paquete de soluciones en la nube, podrá destinar su tiempo a garantizar la continuidad del negocio sin invertir en infraestructura que puede no necesitar luego, y manteniendo a la vez la máxima flexibilidad para discernir sus opciones a largo plazo.

Vladimír Maťovčík, senior product manager de ESET, explica:

Tener acceso a archivos y servicios desde donde quiera que esté a través de la nube es una capacidad poderosa. Los negocios utilizan la nube porque les da la oportunidad de mejorar su productividad. Al aprovechar los servicios de un socio confiable y seguro como ESET, la nube puede liberarlo de ciertos obstáculos y renovar el aire de su negocio.


* Fuente: IDC, Work in the COVID-19 Era: Accelerating Work Transformation, Doc # US45398319, March 2020. Holly Muscolino, Amy Loomis

 

¿Está en busca de un conjunto de recursos para el trabajo remoto que asista a sus administradores de informática y empleados?

HAGA CLIC AQUÍ